Hasta pronto

 

Te dejaste caer de la nada,
y como si nada te fuiste
pero no me hallarás triste.
Fuiste fuego en mi mirada
asaltaste la propiedad privada
dónde habitaban mis sueños.
Yo me dejé caer en tus brazos
te regalé mi sonrisa envuelta en lazo
pero tu razón pone mucho empeño
en apagar a tu corazón, es su dueño.

Sonrío al recordate, brindo por lo bueno
aunque no logres nunca comprenderlo
mi cariño eternamente vas a tenerlo.
No sé por qué pero a nostalgia sueno
porque alguna noche fuiste desenfreno.
Alguna noche fuiste, maldito pasado
que con mi futuro en presente disiente
ya es hora de despedirme, es suficiente.
Querida rubia, gracias por haber estado
un beso a esos labios que me han abrigado.

TAMARA CAMINO.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s